El ser humano y la sociabilidad: niños ferales

 La existencia de estos “niños salvajes” nos hace reflexionar sobre la necesidad de vivir en sociedad para la construcción de hombre como tal. Así, la mayoría de los autores coincide en destacar la necesidad de la cultura en el proceso de aprender todo lo que define la condición humana, así que en muchos aspectos “el hombre no solo nace si no que se hace” y es un producto de las situaciones que vive.

De ahí la importancia de la educación ya que el ser humano y la sociabilidad son dos conceptos que van unidos, somos humanos porque vivimos en sociedad.

Según Aristóteles somos entidades biológicas dotadas de unos recursos de supervivencia muy limitados en comparación con el resto de animales.

Aristóteles y J. Itard están de acuerdo con la frase: “Nuestra especia es especial porque sus miembros se necesitan entre ellos”.

Por otro lado, es importante destacar la importancia del lenguaje en la sociabilidad, ya que sin lenguaje, sea del tipo que sea, la sociabilidad se ve mermada por la incapacidad de comunicación y en el caso de los niños ferales es el mayor impedimento para su adaptación ya que según la hipótesis del período crítico, postulada por E. Lenneberg (1967), la capacidad para adquirir el lenguaje merma al alcanzar la pubertad, dado que el cerebro pierde plasticidad, circunstancia que implica una disminución sensible de la capacidad para aprender una lengua.

Posteriormente se han planteado hipótesis menos categóricas, que apuntan hacia la existencia de un período ventajoso o privilegiado o de múltiples períodos críticos para la adquisición del lenguaje. El común denominador de todas estas teorías es que el aprendizaje de una segunda lengua después de cierta edad difiere sensiblemente del aprendizaje de la primera lengua.

E. Lenneberg se basa en argumentos fisiológicos, un concepto clave en su teoría es el de la lateralización cerebral, relacionado con los hemisferios del cerebro, el argumento del autor es que las zonas cerebrales idóneas para el aprendizaje de una lengua pierden considerablemente su potencial de aprendizaje al llegar a la pubertad -etapa de la vida que en la teoría de Piaget se conoce como el estadio de operaciones formales, 11-15 años de edad-; dado que a partir de entonces esas zonas ya son poco aptas para el aprendizaje de una segunda lengua, se debe recurrir a otras zonas del cerebro y readaptarlas para el nuevo tipo de aprendizaje y procesamiento lingüístico.

Se han dado varios casos de niños ferales, y aunque no han sido todos confirmados, de algunos existe documentación que puede ayudar a comprender mejor este tema.

  • Los “niños lobos” hessianos (1341-1344).
  • El niño de Bamberg, que creció entre el ganado.
  • Hans de Liege, el niño irlandés criado por ovejas.
  • Los tres “niños osos” lituanos (1657, 1669, 1694)
  • La niña de Oranienburg (1717)
  • Los dos niños pirenses (1719)
  • Pedro de Hamelín (1724)
  • La niña de Songi, en Champagne (1731)
  • La niña oso húngara (1767)
  • El hombre salvaje de Cronstadt (fines del siglo XVIII)
  • Victor de Aveyron (1797).
  • Kaspar Hauser (a principios del siglo XIX).
  • Kamala (4) y Amala (3), niñas criadas por lobos, encontradas en región de Calcuta (1920).
  • Vicente Caucau (12), niño presuntamente criado por pumas, encontrado el el Sur de Chile (1948)
  • Marcos Rodríguez Pantoja, abandonado en Sierra Morena (España) y encontrado en 1965 tras doce años viviendo con lobos y otros animales.
  • Genie, hallada en 1979 en Los Ángeles. Es uno de los casos mejor estudiados.
  • La niña ucraniana Oxana Malaya, que fue criada por perros hasta la edad de 8 años (en la década del noventa).
  • Andrei, un niño de 7 años criado por un perro guardián en la región de Altai, en el sur de Siberia, descubierto en Julio de 2004.
  • Sunjit Kumar, de Fiji, criado por gallinas (encontrado en 2005)
  • Rochom P’ngieng, hallada en Camboya en Enero de 2007 después de casi dos décadas de aislamiento.
  • Lyokha descubierto en Moscú en diciembre del 2007.

Estos niños ferales, que o bien han subsistido solos en el medio natural ,o han sido encerrados y privados de toda libertad, al no tener ningún tipo de contacto social presentan características comunes como la incapacidad para hablar, la dificultad para caminar erguidos, muestran poca sensibilidad al frio y al calor y en el caso de los que han convivido con animales, presentan una percepción nocturna y un olfato muy desarrollado y  tienen una gran  habilidad para repetir  los sonidos de los animales con los que han crecido e imitar sus conductas.

Algunos ejemplos en la literatura que describen casos de niños ferales son; Enkidu, que fue realmente criado por lobos,  Mowgli de “el libro de la selva”(1894) y el caso de Tarzán.

CASOS REALES DOCUMENTADOS:

–     Amala y kamala, las niñas lobo: 

wolfskinderen0tkEste es uno de los casos documentados  y más polémicos hoy en día. Se trata de dos niñas criadas por una manada de lobos en India en 1920. Se cree que estas dos niñas no eran hermanas y habrían sido acogidas por la manada de lobos en dos momentos diferentes. Estas dos niñas se comportaban como dos auténticas lobas, aullaban, tenían un gran desarrollo del olfato y de la visión en la oscuridad, dormían juntas, se quitaban la ropa a mordiscos, necesitaban de la compañía de perros para comer bien y tenían grandes dificultades para poder hablar y caminar erguidas.

 –  Victor de Aveyron:

A finales del siglo XVIII en los bosques cercanos a los Pirineos en Aveyron (Francia) fue descubierto un adolescente salvaje, por tres cazadores.

El Doctor Itard , estudió su comportamiento y su evolución motriz y lingüística Poco a poco Victor adquirió una mecánica de movimientos, copiaba palabras y las decía de memoria. Estos fueron casi sus máximos avances ya que nunca logró un comportamiento totalmente “civilizado”. Murió joven, en 1918, más o menos con cuarenta años

 La pequeña Genie:

1

En las ciudad de los ángeles el 1970 descubren a una niña que había pasado su vida aislada en una habitación en pésimas condiciones. Allí solo había un  orinal algunas revistas y una jaula de alambre donde su padre la encerraba apara dormir.Este la maltrataba si emitía algún sonido, le daba comida de bebe o huevos cocidos, al examinarla encontraron que caminaba difícilmente y su comportamiento era feral : arañaba, escupía y tenía un mínimo vocabulario de unas 20 palabras.

La doctora Janne Butteler y más tarde el matrimonio de científicos Rigler lograron algunos progresos con su sociabilidad y su lenguaje.

Os dejo los links de los documentales emitidos sobre estos casos para ampliar la información.

La niña salvaje -Un documental que describe el caso de Genine , la niña provoco un debate durante los años 70 en psicología ,¿que influye más en nuestro desarrollo la herencia o el medio?

http://www.youtube.com/watch?v=4-dC-OWJFp0

El pequeño salvaje _ trata el caso del conocido Victor de Aveyron
http://www.youtube.com/watch?v=aXuvFpxR_fk

El enigma de  Kaspar hausser – Werner Herzog

http://www.youtube.com/watch?v=msm4nQaV-Ss&feature=fvwrel

Anuncios

3 pensamientos en “El ser humano y la sociabilidad: niños ferales

  1. Parece increíble como somos capaces de adaptarnos a los que nos rodea, incluso hasta llegar a crecer junto a animales, supongo que gran parte de culpa la tendrá el instinto de supervivencia del ser humano, de adaptarse o morir, pero es muy curioso el hecho de que somos humanos por nuestros padres, amigos y familia durante toda nuestra vida que nos educan y permiten desarrollar nuestro cerebro en gran cantidad de tareas y nos alejan de nuestro antepasado animal.

  2. Pingback: Como la Cultura Transforma la Mente | mariapetersen20

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s